Chrome en su versión 69 integra un cambio en la política de acceso que puede provocar que pienses en cambiar de navegador

Chrome en su versión 69 integra un cambio en la política de acceso que puede provocar que pienses en cambiar de navegador

Publicidad

Una de las novedades que llegará junto a Chrome en su versión 69 puede que no guste a los usuarios. Una merma en lo que se refiere a la privacidad de nuestros datos al modificarse la política de privacidad. Esto nos afectará sobre todo cuando hagamos uso de un ordenador distinto al que normalmente utilizamos en casa, donde nuestros datos están más o menos a salvo.

Hasta ahora, al entrar en Chrome y usar algún servicio de Google cómo puede ser YouTube o Gmail. en los cuales se requiere o puede requerir inicio de sesión, Chrome no cargaba más datos más allá de los estrictamente necesarios de esa aplicación. Esto es algo que cambia en Chrome 69 con su política de acceso forzado.

El motivo de la preocupación es que con Chrome 69, al iniciar sesión en cualquier servicio de Google, el navegador también realiza un inicio de sesión a nivel general. Esto antes no ocurría, puesto que si queríamos iniciar sesión lo teníamos que hacer de forma independiente.

Podíamos consultar Gmail sin que el sistema tuviera acceso a más datos de nuestra cuenta. De esta forma los usuarios de Chrome podrían negarse a iniciar sesión en Chrome por completo y de esta forma no se tenían porqué sincronizar determinados datos. No se incluyen por ahora, y tocaremos madera, el historial del navegador o el uso compartido de contraseñas, que aún requiere la aprobación del usuario.

Es cierto que después, cuando cerramos sesión en un servicio de Google, también se desconecta del navegador, pero los datos ya han sido subidos a los servidores de Google. Ya no sólo están en nuestro equipo en casa.

De hecho se trata de un movimiento de tal calado, tan importante, que no son pocos los usuarios que se plantean dejar Chrome y dar el salto a otras propuestas. Es el caso de este usuario, que detalla en su blog su opinión sobre los cambios surgidos.

Se trata de un cambio llamativo, pues desde Google no dan razones de peso para justificar este cambio y además, pone en jaque a las políticas de privacidad. Desde este punto, cobran más protagonismo, alternativas cómo Firefox, Epic Browser o Tor Browser por poner sólo tres ejemplos.

Fuente | Silicon Angle

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio